En una reunión sostenida con el alcalde de Illapel, Denis Cortés Vargas, el gerente regional de Aguas del Valle, Andrés Nazer, y ante la consulta del jefe comunal, aseguró que nuestra comuna tiene asegurado el suministro de agua potable a los hogares, hasta fines del próximo año, pese a la sequía que afecta a la zona.

            Lo anterior debido a que Illapel tiene dos fuentes de alimentación, una del río Illapel y otra del río Choapa. El nivel en que se encuentra el embalse El Bato, agregó Nazer, permite proyectar que no habrá desabastecimiento del vital elemento.

            Por su parte, el alcalde Denis Cortés Vargas se refirió a la situación hídrica de la comuna, mostrándose más tranquilo luego de la reunión con el gerente de Aguas del Valle.

            Tanto el ejecutivo de la empresa sanitaria como el jefe comunal illapelino coincidieron en que la comunidad debe adoptar medidas para cuidar el consumo de agua. Al mismo tiempo, en la reunión sostenida en el municipio se trataron temas vinculados con el saneamiento de algunos sectores de la zona urbana y la implementación de un protocolo regional de atención de emergencias, sugerido por la Oficina Nacional de Emergencias (Onemi), en la comuna.