Preocupado a raíz del dictamen de la contraloría que prohíbe a los municipios entregar permisos, entregar premios y facilitar establecimientos municipales para bingos, se mostró el alcalde de Illapel, Denis Cortés Vargas, “pues afecta directamente a las personas más vulnerables de la comuna y país” dijo.

Además el jefe comunal agregó que es una necesidad que se legisle sobre el tema porque no se puede dejar desvalida a la comunidad cuando más lo necesitan y se deberá buscar una solución.

Por lo anterior valoró la medida del Gobierno de la presidenta Bachelet de dar suma urgencia a las dos iniciativas presentadas por parlamentarios que permitirán realizar bingos solidarios.

“Nuestros vecinos realizan estas actividades para ir en ayuda de personas enfermas. Es una actividad solidaria” sostuvo.

Según la Ley N° 19.995, los bingos entran en la categoría de juegos de azar y por lo mismo la institución autorizada para entregar los permisos es la Intendencia.

El 22 de abril la contraloría respondió a una consulta del municipio El Quisco, mediante la resolución número 31.241 señalando que los municipios no podían autorizar bingos.